Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



sábado, 19 de abril de 2008

De perfumes y fragancias

Me siento como mi gato cuando ha sido necesario bañarlo con agua y con champú por algo muy puntual por lo desagradable para toda la familia. Al igual que al minino, me dan ganas de revolcarme en el pavimento para sacarme el aroma que se me ocurrió echarme encima esta mañana. Se trata de la fragancia HYPNOSE, de Lancôme que venía en un pack de pequeñas muestras que me regalaron.

La verdad es que el perfume es algo demasiado personal; lo que puede fascinar a algunos a otros se nos hace picante al olfato, y ni me puedo imaginar lo que sentirán los que hoy se me acerquen a menos de cinco metros. ¿Qué pensarán, si yo --que tengo pésimo olfato-- casi no lo soporto?


Contra Lancôme, nada. Por años uso alternativamente el aroma de su maravillosa Ô con otros perfumes, pero ¿éste? vaya, quedará para mi museo de frascos de esencias, que por escultóricas hace mucho que colecciono.



10 comentarios:

Marina dijo...

Hola, terrible cuando sucede lo que cuentas pero luego resulta chistoso,se cuenta como anecdota. No se si te pasa pero cuando vas a una tienda a comprar un perfume, la vendedora aveces te muestra tantos y luego es tal la mezcla de fragancias que cuesta encontrar la apropiada, una vez me traje una que luego no la pude usar por que no iba conmigo... como dices, provoca salir corriendo a la ducha, lastima que pasa cuando ya estas lista para salir y con poco tiempo para intentar quitarte la supuesta fragancia.... Saludos

Gem@ dijo...

Recordaré el nombre "HYPNOSE" para no probarlo por si acaso. Me gusta Ô de Lancôme y también colecciono miniaturas aunque debo reconocer que mi debilidad es Acqua di Giò.

Un cálido abrazo Ale ;)

maria jesus dijo...

Yo tambien recordaré el nombre para no comprarlo, aunque no me gusta cambiar , uso alternativamente L´air du temp de Nina Ricci y Opium de Saint Laurent. Un saludo

Alemamá dijo...

Ojalá con nadie me pase como a mí con mi hermana menor, que mientras usó una cosa en spray llamada "Animal" me negué a saludarla de besos.

Alemamá dijo...

Entre las muestras me llegó uno maravilloso que no he encontrado por donde he andado. Se trata de Gucci by Gucci, en perfume, no eau de parfum. Concentrado y todo es delicioso para mi gusto.

Tere dijo...

Mom, parece que es verdad lo que el hombre es el único animal que tropieza dos veces con la misma piedra: hace tiempo probaste el Hypnose, todos concordamos en que no nos gustaba y tú dijiste que no lo ibas a usar más... Parece que intentando variar el perfume volviste a sacar la botellita de éste :P

Benita Pérez-Pardo dijo...

Uy!.Eso es incomodísimo!. A mií me pasa lo mismo con los perfumes. Necesito una muestra para probarlo tranuilamente. En las perfumerías acabo oliendo a no se qué y ya no distingo nada!.

Llevo años usando los mismos!.

De todas formas el nombre Hypnose es para hipnotizar a cualquiera.

Además, acabo de probar una muestra que tenía de Thierry Murgler o algo así que me regalaron el otro día y menos mal que no voy a salir!!

Un saludo

Alemamá dijo...

Tere, no me pongas en evidencia, chinita...¿no ves que pueden olerme?... ejem, perdón, ¡oírte!

***
Benita, ya no compraré más frascos de más de 50 cc de perfumes. ¡Es que me aburren!

Anónimo dijo...

el hypnose de lancome es muy rico, todos con quienes he salido les gusta la fragancia, me lo han echo notar, lo encuentro mistico :) podrias regalarme a mi el perfume, porq a mi ya me queda poco jaja
un saludo

Buy viagra dijo...

A mi si me fascina el HYPNOSE de Lancôme es un aroma muy agradable y es perfecto para mi gusto, siempre había buscado esa fragancia que yo dijera que era perfecta para mi personalidad y la encontré es Hypnose, es importante la escogencia de un perfume porque no todos van con la parsonalidad de uno, por eso a mi no me gusta que me regalen perfumes porque me han dado unos con aromas extremadamente dulce y no me agradan.

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas