Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



jueves, 23 de octubre de 2008

Derecho a Pataleo. Supermercado Líder





Con este post comienzo una nueva categoría en mi sitio. Ojalá que seamos muchos los que hagamos lo que ahora comienzo: publicar nuestra justa molestia por los servicios que como consumidores esperamos, o se nos ofrecen y no nos cumplen.... o SÍ nos cumplen, que también el felicitar es muy grato y justo.

Hoy tengo un ejemplo para cada categoría. Comenzaré por el muy bueno:

Me pidieron llevar al correo los partes de matrimonio de una sobrina, y eran muchos. Un trámite largo, pegando stickers con el franqueo y la etiqueta de "preferencial". Me atendieron en la oficina de Correos de Chile de los bajos del Centro Comercial Los Cobres de Vitacura ¡muy bien!, un siete, que es la nota máxima de los escolares chilenos. Simpáticas las funcionarias, amables y proactivas. ¡Bien!

Seguí mis diligencias en el Supermercado Líder de calle Buenaventura, comuna de Vitacura, que pertenece a la empresa DyS y compré huevos, entre otras cosas. Los compré blancos y medianos, de su marca propia, y nada baratos. Bueno, pues llegué con mi bandeja intacta, todo hay que decirlo, pues a veces llega la tortilla ya hecha, pero mi sorpresa al verlos fue inversamente proporcional al tamaño de los huevos de paloma que me llegaron,. Sí, los que rodeaban la bandeja eran de un tamaño razonable, pero LOS DEL CENTRO DE LA BANDEJA eran minúsculos. No estaban estandarizados por peso, como se usa en Chile (¿¿¿¿???) y, para que nadie piense que es subjetivo, les he tomado unas fotos. Juzguen Uds, amigos. Nadie podría decir que pesan lo mismo, creo yo.

Ojalá que el Líder se entere, y mis proveedores, de los cuales soy muy fiel clienta, tendrán este tipo de reclamo público de mi parte cuando sienta que la cosa no va, que harto caro está todo.

Una que se aburrió. He dicho.






15 comentarios:

Flo dijo...

Alemamá: Te felicito por ser tan perspicaz.
Y para que puedas canalizar tu justa rabia de manera pública y (ojalá) con una respuesta por parte de D&S (de quienes mejor me guargo la opinión pero igual les compro porque no hay mucho más), te recomiendo que te metas a Reclamos.cl. Ojalá mandes la foto que está buenísima.
¡Suerte!

Flo dijo...

1. Perdón: guardo, no "guargo". Se me trabó el teclado, digamos.
2. ¿Viste que aprendí a usar links en los comentarios? GRACIAS
3. Para que no tengas otra pataleta, te cuento que le saqué la verificación de palabras a los comentarios de mi blog.

Desire dijo...

Es cierto lo que te ha dicho Flo sube tu reclamo con foto incluida a Reclamos.c. Ya hay que defender nuestros derechos de consumidor.

AleMamá dijo...

¡Eso! el poder femenino al ataque, jeje
Yo creo mucho en este poder femenino, ¡puchas que somos fregadas las mujeres cuando ponemos en marcha la primera!

María dijo...

A veces me he sentido oveja haciendo y comprando lo que se me ofrece, sin reclamar nada de lo que, quizá, realmente nos pertenece. Simplemente por derecho de consumidor/a. Estoy de acuerdo en que hay que dejar constancias de hechos como el que cuentas. Saludos!!

maria jesus dijo...

La foto es buenisima. Yo creo que en España ya no es tan corriente que ocurran esas cosas, despues de algunas tragedias (aceite de colza,etc)hay muchos controles e inspecciones. Yo reclamaría

Fernando dijo...

Hola, Alemamá.

En España, que todos tenemos mucho genio, enseguida nos enfadamos por todo, e incluso gritamos: por ejemplo, cuando tarda en venir el autobús. Eso está muy bien. Pero luego no damos casi nunca el siguiente paso: pedir la hoja de reclamaciones, poner la reclamación y dar la lata, para ver si se atiende.

Yo conozco pocos casos de gente que lo haya hecho. A una amiga mía le hicieron unas cortinas y al ponerlas en casa vio que habían usado medio metro menos de tela sobre lo presupuestado. Fue a la tienda, reclamó el dinero (que era muy poco). No se lo dieron. Puso una reclamación en la tienda. No le hicieron caso. Puso una reclamación en Consumo del Ayuntamiento. Al principio, no le hicieron caso, los funcionarios eran menos diligentes que los del Correo de Chile. Pero luego, llamando cada quince días, y otra vez quince días después, logró que pusieran una multa a la tienda y que a ella le devolvieran sus pocos euros.

Es, como digo, un caso excepcional. Si todos hiciéramos igual, habría menos fraudes.

Enhorabuena por la idea de la nueva sección.

zocadiz dijo...

asi debe ser. No tenemos porque mantenernos callados y aguantando si hemos pagado por algún producto y nos dan gato por liebre.
congrats. Sigue con esto.
nos leemos.

j.a.varela dijo...

Capaz que eran huevos de codorniz, que son muy buenos, y era un detalle de la marca para una clienta preferencial!

Muy buena la nueva sección!!

Juan

Ana dijo...

Ahhhhhhhhh, unos estafadores! Hay que difundirlo!

yeste lima dijo...

Jajaja, qué buena la foto, con éso no pueden negar que te dieron en el mismo envase, gatos y liebres. Me parece una idea genial.
Yo no suelo ser de las que se callan, cuando tengo que reclamar, lo hago con educación y casi siempre me atienden bien.

La única vez en mi vida que tuve que recurrir a reclamaciones de índole oficial, fue a la Seguridad Social española y fue por la salud de mi hija. Tuvo demasiado tiempo un catéter conectado a un riñón que había que extirparle... Nos dieron de tiempo tres meses para hacerlo y después de nueve meses y ya con peligro para su salud, no pude más y decidí llegar adonde fuera necesario para que la atendieran. A los tres días me contestó el director del hospital y a la semana fue operada.

Ellos (todos) se hacen más fuertes si no tienen probadas reclamaciones del pueblo.

Un beso.

ojo humano dijo...

Todo es mejorable si lo hacemos que mejore. Una de las formas es evaluar las empresas y reclamar, tal vez ni ellos (los de líder) se hayan dado cuenta y es triquiñuela del proveedor. Digo, tal vez, porque en esto de los negocios, vaya que nos quieren pasar gato por liebre, como dicen algunos "la mula".

Hay un libro de sugerencias, pssstt, no sirve, no sé si alguien hace caso a lo que ahí se escribe. Es mejor hacerlo público. Te felicito por la valentía.

Irantzu dijo...

Ohhh, que estafa!!! Como pueden ser tan cara de tú sabes qué.
Despues´dicen "Lider, creciendo para usted", mentira! crecen para ganar más plata... simplemente.
Lamentablemente el super más cercano a mi casa tb. es un Lider. El otro día mi hijo quiso un helado y pedí uno en vasito pero con el cono invertido, como se pide en cualquier parte para los niños, y me dijeron que noooo, que o pedía cono, o pedía vasito, pero que ya no daban más las dos cosas... no le reclamé más a la niña que atendía porque obviamente no es su culpa (de hecho me dijo "antes dábamos las 2 cosas porque para los niños es lo más cómodo, pero ahora cambiaron y una se lleva todos los reclamos")... Le compré el helado en cono a mi hijo porque sin el cono no tiene gracia, se chorreó un poco, y después en servicio al cliente puse un reclamo. Me consta que los lee el encargado del area correspondiente, así que Alemamá -después de toda esta historia- te animo a que también reclames y si puedes imprime la foto y se las dejas pegadita... y tb súbela a reclamos.cl!!!

Angélica dijo...

Chuuuuuu! un día, en otro blog que tengo, el Chile mal educado hablé de lo mismo, compré una bandeja de huevos que decía extra grande (no me gustan los chicos) y los miré en el super y los encontré grandes, pero cuando llegué a la casa me parecieron muy pequeños. No sé si ver tanto huevo me hizo verlos grandes, o la necesidad de comprar, no fue en el Lider, fue en el Santa Isabel del centro, pero lo que te pasó a ti sí que lo encuentro insólito, yo que tú los llevaba al Lider par que los vieran y te los cambiaran, bueno yo no soy de alegar en esas cosas, me da lata volver talvez no los habría reclamado pero sí que no compraría más en ese lugar.

Simpático tu blog. Me ha gustado.

Bohemia dijo...

Me gusta eso de pataleo en tu blog, que puedas sacar a la luz las quejas que creas...Por cierto, sabes que hace mucho que no veo huevos blancos, todos son marrones en los establecimientos donde compro...

BSS

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas