Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



jueves, 15 de marzo de 2012

Vejez, sombreros y otros. Observaciones al paso


Durante un rato que debí esperar en el oculista observaba a una auxiliar de enfermería -o de similar oficio- llevar al médico a dos hombres mayores que se veían educados y finos en sus modos y personas. Ambos por sobre los  80 años y uno en silla de ruedas. La mujer fue a dar los datos de sus pacientes y me daba mucho que pensar el trato como de niños que ella les daba. No era una déspota, para nada, pero hacía pararse y sentarse "ahí" al que caminaba, y al otro le daba instrucciones de esperar en su sitio, con autoridad. Realmente el llegar a viejo es volver a ser considerado casi como inmaduro, como niño, ya lo dije, y para los adultos en esas circunstancias debe ser de lo más sensato dejarse tratar así, para evitar conflictos en los que saldrían  perdiendo, porque sucede que muchas veces que su debilidad sólo es de piernas y no de cabeza como se apreciaba, pero ¡qué triste debe ser!

También es de hacer notar el uso bastante corriente que se le está dando a los sombreros dentro de las habitaciones. No sólo esos dos ancianos llevaban unos similares, sino que había un adolescente con una gorra de béisbol ahí mismo, lo que me hizo recordar la molestia que me causa ver a algunos desubicados dentro de las iglesias con gorras que no se las sacan ni por broma y nadie parece enterarse. Eso para no meterme con  la pinta de algunas mujeres que se ponen en la fila para comulgar con unas tenidas que a veces dejan poco a la imaginación o con los shorts y pelos que no conocen la peineta de algunos hombres que no reconocen la dignidad del lugar donde están.


15 comentarios:

AleMamá dijo...

He tenido muchos problemas desde ahce días para publicar usando Firefox. No termina nunca de mostrar la página para postear. Esta entrada la he subido por Google Chrome que no me ha gustado nunca como se porta para el editor de Blogger. ¿Les ha pasado algo raro a Uds?

Gabriela dijo...

Acá se está poniendo de moda usar sombreros para evitar la radiación solar. Es común ver personas de toda edad con sombrero por la calle.
Hace unos meses uso Chrome y me encanta. Lo veo más fácil de usar. Por algo Blogger y Chrome son productos "hermanos" pues ambos son de Google.
:D

Juan Ignacio dijo...

Ya se lo dijo Jesús a Pedro, ¿o no?

(El domingo vi una señora grande que iba a comulgar con sombrero...)

AleMamá dijo...

Gaby, hasta yo me compré un sombrerito para ir a la feria a comprar verduras. Es que el sol pega fuerte y ahora lo sabemos y medimos, no como la generación de mi padre y abuelo que ambos tuvieron cáncer de piel por radiación excesiva sin protección.

*

Juan Ignacio, en algunas épocas, y hasta hace poco, era obligatorio que las mujeres nos cubriéramos la cabeza en la iglesia con mantillas, velos o sombreros. Para las féminas no corre la falta de urbanidad en eso, pero la misma urbanidad ha dicho que los hombres se sacan el sombrero bajo techo y más aún en la iglesia, la casa de Dios. No es que sea pecado, pero es considerado una falta de respeto, tanto así que hasta los obispos se sacan su solideo para consagrar.

Lo de que Jesús se lo dijo a Pedro es un buen alcance: Otro te ceñirá y te llevará a donde no quieras...¿A eso te refieres?

Saludos

ojo humano dijo...

Buee........, vaya temas, lo de la vestimenta está cada vez más extraño, por decirlo de alguna manera. En mi comunidad evangélica ya se ven los petos, los rollitos, pantalones cortos y demases. Por cierto, no creemos que el envoltorio sea lo esencial, pero pedimos el mínimo de cortesía, como lo dijo el apóstol "las mujeres...deberían llevar ropa decente y apropiada y no llamar la atención con la manera en que se arreglan el cabello ni con accesorios de oro ni con perlas ni ropa costosa."
Parece que ya en el primer siglo era tema.
Firefox es bipolar, a veces es "una bala", otras se amurra. Pero me cuesta cambiarlo por el Explorer que parece tren al Sur (de los antiguos)

Winnie0 dijo...

Para ser elegangte, se requiere sin duda haber recibido cierta educación...Creo que el que no se quita el sombrero en la iglesia....¡tiene poco respeto! En fin Te mando un beso y ánimo con la informática (yo no he tenido problemas)

Fernando dijo...

Tienes razón en lo de los mayores, Alemamá. A veces el físico va mal pero la cabeza no, y cuando les tratan como a tontos o a niños les hacen sufrir. Hay que tener mucho cuidado con eso.

Y tienes razón con lo de los sombreros, nunca he entendido el distinto criterio entre sexos. ¿Por qué el cura obliga a quitarse el sombrero a un señor o a un chico que se acerca a comulgar pero no a una señora?

Cyrano dijo...

Yo paso, pues me transporto en silla de ruedas. Y una enfermera que me atendía en las noches empezó a empujarme, a gritarme más allá de los límites de lo tolerable. Así que la cambié por otra, que resultó ser mucho más atenta y amable.
Yo no sacaba a la anterior por simple miedo a no conseguir otra que la reemplazara. Y dejo constancia de que no soy anciano. Soy paciente con Parkinson.

AleMamá dijo...

Cyrano, créme que pensé en ti cuando subí este post, por lo de la silla de ruedas. Debe ser bien terrible tener la cabeza buena y soportar a estas brujas mandonas.

*****
Al que llegue aqué, le recomiendo la serie de posts de Cyrano llamado "A la playa en silla de ruedas". Están muy buenos.

Cyrano dijo...

Es muy dificil querida amiga,
la experiencia de estos ultimos 15 años con Park. me ha enseñado a que es mucho mejor contratar a chicas jovenes sin experiencia alguna, y tu les vas enseñando en el camino. Solo tienen que ser simpaticas ,agradables en el trato, y con INICIATIVA, junten todos estos elementos le ponen su pizca de inteligencia y un poco de educacion.20 gramos de querer aprender y trabajar. Licuan todos estos elementos y como resulado obtendran una persona que les dara una mejor calidad de vida. Taitita Dios nos señalo de una forma muy clara que nos ayudemos a nosotros mismos, que El estara con nosotros y siempre nos apoyara. No tengan miedo no existen las personas irremplazables.

Recuerden a Juan Pablo II cuando dijo " ATREVETE". ASI DE SIMPLE ESO TENEMOS QUE PONER DE NUESTRA PARTE para que seamos una ayudaca a las personas de buena voluntad que no vacilan en dar su tiempo ,sus ganas y su mejor dispocision para ayudarnos, no seamos renegones ni maleducados ni mandones. No olvidemos las cosas pidiendolas por favor y dando las gracias-
acomo hs dicho sabiamente Ale Mama la los que no tenemos,la mente afectada ,gracias alcielo, tenemos mucha capacidad para distinguir precisamente en ese distinguir, pienso. esta el secreto de la vida

maria jesus dijo...

Las faltas de educación y respeto son tan generales en todos los ambientes que da pena verlo. Se ha confundido naturalidad con falta de educación.

Se ha puesto de moda el tutear y, como forma cariñosa ( eso siendo bien pensada)tratar a los mayores como si fueran niños, cosa que indigna bastante. En el momento que entras en un hospital todo el mundo se cree con derecho a darte ordenes y ningunearte. Gracias a Dios, yo sólo he ído para dar a luz, pero varias veces tuve que poner las cosas en su sitio.

AleMamá dijo...

M. Jesús, eso de tratar de tú a los ancianos me para los pelos, como gata furiosa....¿con qué derecho? lo hacen con el mismo criterio con que dan órdenes en forma desagradable a los viejos, estén en el estado que estén,sólo por generalizar el estilo acostumbrado sin contrapesos.

Cariños

Cyrano dijo...

Te prometo ALEMama que de puro distraido no me habia dado cuenta que habias recomendado para su letura mis tres entradas sobre la playa. Mil gracias

AleMamá dijo...

Cyrano, están muy bien tus entradas. Ilustran las dificultades de una persona como tú, con dificultades motrices y además es muy simpático cómo lo hacían tus parientes para que fueras de la partida.

ALMA dijo...

Veo que el trato a los mayores o imposibilitados es en todas partes igual, o los tratan como niños o los maltratan o los mandonean o los ignoran...durísimo.

Yo uso sombrero en invierno y verano, pero me lo saco donde corresponde.
La vestimenta en la iglesia, a veces deja mucho que desear.

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas