Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



viernes, 15 de junio de 2012

Pensamientos deshilachados cerca de medianoche.



Tenía guardada esta entrada que se quedó por ahí mientras pensaba si la publicaba o no, porque tarde por la noche las cosas se ven diferentes que con luz de día y descansados. 

Ya la he visto con otros ojos y he decidido que sí, que la colgaré del blog, porque por lo general trato de postear cosas más optimistas para que realmente mi sitio sea despejado y cálido, pero ¿por qué no dejar entrever que también "se me cae la guardia"?

No puede ser peor sentir que se ha dado lo mejor, que se han puesto medios extraordinarios y las cosas no salen como se ha soñado, porque hemos creído que no se ha soñado volando, sino aterrizadamente. Adiós ilusión, adiós planes, adiós confianza. Se nos mueve el piso y no sabemos bien para donde tirar el carro, porque ¡hay que tirarlo, que para eso estamos en el mundo! 

Agradezco lo mucho que ha salido fácil. También la apertura de ojos al demostrarnos que no somos tan especiales como creíamos por los éxitos y venturas pasadas. Nada está pavimentado para siempre, en el camino hay baches, peñascos e incluso abismos aparentemente insalvables, y hay que sortearlos con la ayuda de Dios que por algo los pone a nuestro paso, para cargarlos, como se lee en el Evangelio, para compartir la carga con Jesús, para que sea más ligera, pero no nos va  a privar de nuestro esfuerzo para que tengamos méritos también. 

La prueba no ha sido larga, pero lo parece, y no sabemos en qué terminarán las cosas, sólo sé que TODO ES PARA BIEN. Esa es mi confianza. Que no se me olvide.



8 comentarios:

Gabriela dijo...

Vale tu reflexión.
Dice un dicho que en toda vida, debe caer un poco de lluvia. Lo malo es cuando ese poco de lluvia se convierte en tempestad, o cuando vemos un poco de lluvia como una tempestad.

AleMamá dijo...

Gracias, Gaby. Me ha hecho gracia lo que has dicho sobre no hacer temporales de unas gotas locas. Está bueno.
Cariños

dolega dijo...

Al final todo se supera y te parece imposible que aguantes tanto.
Otras veces te ries de tí misma al ver cómo has hecho una montaña de un grano de arena.
Besazo guapa

susana dijo...

Por la noche parece que todo cobra más importancia. Por suerte, llega la mañana y despeja las dudas. Un beso.

Fernando dijo...

Alemamá, este post te salió mejor redactado que lo habitual, se nota que lo escribiste con el corazón.

Sí, es como dices, en la vida hay momentos de gloria y momentos de dolor, así fue en la vida de Jesús, no va a ser distinto en la nuestra. Hay que aprovechar los tiempos buenos y saber resistir, con la ayuda de Dios, los malos, porque todo es para bien, como dices.

Cuídate.

Cyrano dijo...

Hola Ale, efectivamente "...Acepten el yugo que les pongo...Porque el yugo que les pongo y la carga que les doy a llevar son ligeros." ( Mateo 11 28-30). Lo tengo siempre presente.

yeste lima dijo...

Todos tenemos pruebas duras que pasar de vez en cuando.

Yo llegué a estar desesperada en muchas ocasiones y ahora le doy gracias a Dios por habérmelas puesto y por ayudarme a superarlas porque ahora veo con más claridad.

Ánimo y sigue confiando en Él.

ojo humano dijo...

A mi también que no se me olvide en los tiempos de dificultad.
De verdad, este post me ha animado para fortalecer mi ánimo. También me acosan los problemas, pero aquí, resistiendo hasta que se vea el poder de Dios.

Un abrazo.

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas