Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



domingo, 19 de octubre de 2008

Ventana al Oriente en Primavera


La cordillera de Los Andes casi sin nieve, todo renaciendo, todo florido, ¡todo con pólenes!
¡ Atchús, Atchís!




14 comentarios:

Z&Z design - ChZ y Mariespe dijo...

Que lindo paisaje... que bien me haría andar por allí... Saludos,
MARIESPE

yeste lima dijo...

Debe ser una maravilla lo que tus ojos pueden ver desde esa ventana. Envidia me das. Desde la mía sólo se ven paredes con huecos, de frente, si miro abajo, asfalto y a la izquierda y derecha hileras de coches aparcados.

Tengo que mirar muy arriba para poder ver un pedacito de cielo

Un beso.

AleMamá dijo...

La verdad es que soy muy beneficiada por mi entorno. Mi barrio es muy agradable y mi casa tiene un jardín grandecito y ventanas hacia todos los lados; algunas más directas; otras, hay que mirar hacia el lado, pero ¡maravillosas vistas!

Bss

hna josefina dijo...

¡Ale y tus vistas desde la ventana!... Nos das algo de envidia.
¡Precioso!

Ana dijo...

Qué lindoooooooo! Acá ya sí que se siente la primavera (incluso por las alergias)

Fernando dijo...

I

Querida Alemamá, las vistas son maravillosas, como siempre. Como ya hemos hablado otras veces, una de las mejores cosas del blog es que te hace salir de la pequeña realidad cotidiana. Cuando ahora vas, algo triste, por los parques de Madrid, todo ya casi otoñal, piensas en que hay blogamigos muy contentos, porque para ellos empieza la primavera, y también tú te alegras un poco.

II

Fui ayer a un concierto en el Auditorio Nacional, y me acordé de ti y tu director de orquesta al que le sonaba el móvil (el celular). Aquí no hubo nada de eso, sino un niño que hablaba. Un señor se le acercó, y casi pega al padre y al niño: quería echarles de la sala.

Jorge S. King dijo...

Hermoso paisaje!!!
El nuestro es un poco más difícil, hay que quererlo un poco más para verlo tan lindo.
Aquí también anduvimos hace un mes con los estornudos por la floración y el polen.
Saludos Santiagueños.

María dijo...

Qué bonito!! Ver los Andes desde tu ventana!! A disfrutar de estos días, en el que todo cambia poco a poco, para luego ver una gran transformación...me encanta!! y lo del jardin...es una delicia. Yo tengo ganas de disponer de un trozo, para cultivar plantas y demás...especialmente, para ver crecer los árboles. Besines

almena dijo...

mmm cómo me gusta lo que ves

:)

AleMamá dijo...

He tomado fotos mejores, pero justo están floreciendo los acacios y se ven sus copas con la nieve que le va faltando a la cordillera.

Estas fotos, Fernando, es justo para compartir mi realidad próxima con los amigos. Un detalle del clima ya te pone en contexto.

Saludos a tu bello otoño

Natalio Ruiz dijo...

Mi vida por esa ventana!

Respetos.

Natalio

Terly dijo...

La belleza de las ventanas abiertas hacia la primavera nos gratifican la vista y el espíritu aunque a veces tenemos que pagar el tributo que se cobra la naturaleza en moneda "¡Atchús atchís!"
Un beso

Martha Colmenares dijo...

Me da mucho gusto conocer tu blog, ya estaré por aquí, por lo pronto te he enlazado a mi lista de amigos.
Un abrazo, Martha

Desire dijo...

Envidio amiga tu vista desde la ventana de tu casa! que hermoso realmente!

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas