Un rincón para detenerse con buen clima en general. Como en todos los sitios, acá no faltarán los nubarrones, pero con que pasen, ¡todo en su lugar!



martes, 3 de agosto de 2010

De caminos a autopistas

 

 Puente abandonado cerca de Combarbalá

Viajando por un excelente camino pavimentado, sin baches, camino a la casa de la playa, le comenté a mi madre: _¡Qué ganas de que hubiera doble pista acá!  Ella se rió, meneó la cabeza y me dijo: _¡Ay, hija, lo que son las cosas! cuando yo iba al campo con mi papá por un camino ripiado, le dije que bueno sería que fuera pavimentado, a lo que él contestó: _Pensar que cuando este camino era de tierra, ¡lo único que yo deseaba era que fuera de ripio!

Por lo visto, nunca uno está conforme. Las necesidades se van creando sin límites. En todo caso, me gusta tener buenos caminos cuando viajamos con prisa, y caminos rústicos y remotos cuando podemos solazarnos con la naturaleza. Las cuestas me fascinan por sus vistas.

8 comentarios:

AleMamá dijo...

Por mí, escogería los caminos más accidentados y perdidos, pero a mi marido le gusta que sean rectos, transitados y pavimentados, ojalá autopistas.
Generalmente es él el que maneja, y evedentemente quiere llegar rápido pues no puede disfrutar el paisaje.

AleMamá dijo...

La foto es mía; el puente es ferroviario, pero bello y abandonado por el progreso. Creo que ilustra lo que quiero decir.

Winnie0 dijo...

Ay ALe los caminos de la vida suelen ser como esos caminos no asfaltados...y los vamos superando Un beso grande

Gabriela dijo...

Si pues, nunca estamos conformes, lo que nos hace buscer siempre nuevas cosas. Todo lo malo tiene su parte buena y todo lo bueno tiene su parte mala.

Edit dijo...

El Espíritu de progreso nos mueve a todos...
Pero que linda manera tienes de mostrarnos que debemos también valorar lo que ya tenemos y que fue en su momento, esfuerzo y obra de las anteriores generaciones.
Un abrazo amiga.

ojo humano dijo...

Tú sabes, a mí me gusta la vida natural, pero no le hago asco a las carreteras que ayudan a unir los pueblos. Tierra, ripio, cemento, lo mejor es que hay caminos para llegar.

AleMamá dijo...

Lo mejor es disfrutar lo que hay. Si deseamos algo mejor, que sea con paciencia y sin despreciar "lo viejo por lo mozo, ni lo cierto por lo dudoso"

AleMamá dijo...

Winnie, ¿qué tal Ibiza? ¿Buenas rutas o no te mueves?

Saludos

Algo de mí

Mi foto
Vitacura, Santiago de Chile, Chile
Mujer, hija, esposa, madre, y como consecuencia, ahora soy abuela de Sofía,Isabel y Juanito, por el momento, mientras llegan los demás que están en la mente de Dios. Tengo 5 hijos, uno de ellos es sacerdote católico. Una bendición inmerecida. Mi apodo bloguero de AleMamá se lo debo a mi yerno. Para distinguirme de su esposa llamada como yo (y no por culpa mía) comenzó a llamarme así. Muchos me lo escriben como "Alemana", pero no, se trata de Ale, como apócope de Alejandra, y mamá por el mejor papel que la vida me ha dado, el de esposa y madre. Soy chilena, católica, y con la cultura occidental muy metida en el alma. Me interesa la tecnología y la ciencia al servicio del hombre, considerando la Ley de Dios siempre, siempre, siempre.

Entradas más vistas